Alimentos Alcalinos y Ácidos

Cuerpo alcalino equivale a un cuerpo sano

El origen de la salud está en nuestra naturaleza. En concreto, en el pH de la sangre, el índice que mide su acidez o alcalinidad en una escala del 0  al 14. El nivel ideal es 7.4. Los malos hábitos alimenticios o el estrés acidifican el cuerpo y alteran el ph. Y la sangre reacciona: roba los nutrientes que necesita del resto de órganos vitales para compensar el desequilibro.

Cansancio, dolores de cabeza, problemas digestivos y hasta el cáncer son síntomas de un cuerpo ácido. Un cuerpo ácido, es un cuerpo enfermo o más propenso a la enfermedad, porque la sangre, las células y los órganos vitales viven en un entorno dañino ¿Y quién marca el grado de acidez o alcalinización de nuestro cuerpo? “Los líquidos que interactúan con la sangre en el intercambio de elementos orgánicos.

Para lograr un bienestar óptimo, es recomendable que tu dieta contenga 70% de alimentos alcalinos y 30% de alimentos ácidos. También es clave una buena nutrición, ejercicio físico y equilibrio emocional.

Alimentos Alcalinos

Verduras Hierbas y Brotes Cereales y Legumbres Panes
Espárragos Hierba de Trigo Amaranto Pan Integral
Brócoli Hierba de Cebada Trigo Sarraceno Germinado
Ejotes Verdes Hierba de Kamut Arroz Integral Panes y Pitas sin gluten
Espinacas Hierba de Avena Quinoa  
Col Rizada Brotes de Kamut Lentejas  
Repollo Brotes de Soja Garbanzos  
Zanahoria Brotes de Quinoa Frijoles  
Apio Brotes de Rábano Legumbres de Soja  
Pepino Brotes de Alfalfa Mijo  
Calabaza Brotes de Amaranto Alubias  
Frutas Frutos Secos y Semillas Otros
Aguacate Almendras Agua Alcalina
Tomate Coco Tofu
Limón Semillas de Lino Seitán
Pomelo Avellanas Infusiones de Hierbas
Coco Fresco Piñones  
Papaya Nueces de Macadamia  
  Semillas de Calabaza  
  Semillas de Sésamo  
  Semillas de Girasol  
     

Alimentos Ácidos

Carnes Frutas Lácteos Aceites
Carne de Res Manzanas Mantequilla Aceite Cocinado
Huevos Uvas Queso de Vaca Margarina
Cordero Mango Leche de Vaca Aceite expuesto al sol
Cerdo Melocotón Leche de Cabra Aceite Light
Salchichas Peras Yogurt  
Pavo Frambuesas Helado  
Pescado Frutas Tropicales Nata  
Atún Sandía Queso de Soya  
Langosta Arándanos Margarina  
Ostras Naranja Suero de Leche   
Bebidas Edulcorantes Otros
Alcohol Aspartamo Pan Blanco
Té negro Algarrobo Fideos
Sodas Sirope de Maíz Patatas Fritas
Cacao Fructosa Pizza
Bebidas Energizantes Azúcar Procesada Champiñones
Agua de Grifo Sacarina Chocolate
Leche de Vaca Sacarosa Galletas
Bebidas Descafeinadas   Tabaco
Agua con Saborizantes   Medicamentos

Siempre consulta con tu médico antes de cambiar tu dieta, ejercicio y/o estilo de vida, o antes de usar nuevos productos nutritivos o suplementarios.

Esta información está destinada solo para fines educativos y es posible que no sea apropiada para todos; incluso niños, mujeres embarazadas e individuos con ciertas condiciones médicas.

×